domingo, 3 de marzo de 2013

Texto Ogsmande Lescayllers. Analista político.

                                                         


YOANI SÁNCHEZ Y EL MERCADO DE LA BASURA.
    Por Ogsmande Lescayllers.
Cuando se hace valer lo que no vale la quiebra del mercado está garantizada. “La mercancía es la expresión monetaria del capital” decía Carl Marx, pero Marx dijo mercancía, no basura. Indudablemente la basura hoy también tiene su precio, la basura como objeto de compraventa; ese es el caso de la bloguera cubana Yoani Sánchez: basura de consumo Made In USA, con el fin de  convertir la bazofia en abono para terrenos infértiles, entiéndase: mentes vacías, odios viscerales, cabezas huecas, enemigos fracasados, cubanos Made In USA.
Me gustaría saber en qué mundo vive Yoani Sánchez y a qué tipo de patria aspira. Porque quien denigra a su patria y abraza la causa de los enemigos de esta o es un oportunista, un necio un payaso de feria o quizás todas estas cosas juntas. Porque, somos sabemos, la estupidez humana no tiene límites.
¿Puede alguien que esté en sus cinco sentidos, pensar que la patria le agradece conspirar contra ella mintiendo reiterada e impune mente?
Las frivolidades de Yoani Sánchez y el show mediático que la sustenta son bochornosos, sobre todo si conocemos y analizamos la situación de los gobiernos y los países por donde se mueve.
Claro que Cuba tiene problemas, muchos problemas con el sistema democrático, los derechos humanos y las libertades en los medios de comunicación, eso para nadie es un secreto, pero estos mismos problemas no son en nada distintos a los que ocurren en cualquier país de Europa y ni siquiera se aproximan, en cuánto a libertades y derechos, que los que ocurren cotidianamente en los Estados Unidos de Norteamérica. Allí, como en ninguna otra parte del mundo están concentradas todas las mafias del planeta, y el 73,25% de todos los males que acarrean la humanidad: drogas, violencia, desamparo, torturas, miseria, asesinatos, armas, analfabetismo, desamparo sanitario,  racismo, paro, etc. ¿Esta es la sociedad a la que aspira Yoani Sánchez y en la que pretende vivir como bloguera? Creo que un tonto con encefalograma plano lo tendría más claro.
Desde luego, sólo de leer lo que escribe y sobre todo, cuando escuchamos los argumentos de Yoani, nos damos cuenta de quienes son sus profesores de kínder.
Para aquellos que desde el exterior pagan y malgastan su tiempo y sus dineros considerando que Yoani Sánchez es un triunfo, sepan que se equivocan. No se puede hacer patria con antipatriotas. Entiéndase de una vez y por toda, Cuba, en contra de lo que piensan estos “avispados” de la propaganda y manipuladores de la política, e incluso la propia Yoani Sánchez, que por lo visto no se acaba de enterar, es una Nación culta y civilizada que no se traga fácilmente el cuento ni el chiste de los necios.
Internet, las nuevas tecnologías, ni las técnicas más sofisticadas del mundo pueden reducir a esclavo a un pueblo que ha elegido su destino; a un pueblo que por más de 50 años ha sido bloqueado comercial y financieramente  por la mayor potencia económica y militar del planta y sin embargo sigue en pie de lucha. Creo que Yoani Sánchez, sin serlo, es la periodista mejor financiada del mundo y todos por mentir y difamar. Ya lo dije, la basura también tiene su precio, sobre todo entre aquellos que se alimentan y comercian con ella.